martes, 12 de julio de 2016

Dolce Far Niente... VEGAN


Ufff... Hacía mucho que no entraba por aquí.
Nunca es tarde... y esta vez sin duda, la dicha es buena. 
Y ni saludo ni nada... ¡Hola! ¿Cómo estáis? :-) Encantada de recibiros de nuevo por aquí, ya sabéis, coged sitio, un té, unas pastitas ricas y tomaos vuestro tiempo. 


Mis neuronas llevan tiempo algo encriptadas y siento la necesidad apremiante de pegarles un palo a ver si vuelven en sí.
Como bien sabéis, si no lo sabéis ya os lo digo yo con gusto, yo tuve un blog, éste. 
Me llevaba tiempo cultivarlo porque soy de las que escribo y escribo, no soy de las de fotos divinas y ya, me gustaría pero no; no soy fotógrafa, ni siquiera tengo cámara de fotos, sólo tengo neuronas, ahora en estado de letargo pero despertando, y con ellas, con mis neuronas, escribo, normalmente, teatro. Ahora también en estado de pausa lo de escribir teatro, es lo que tiene que las neuronas se duerman,  las musas se olvidan pronto, son flor de un día...

Total, que he pensado con la única neurona activa: "¿y si retomas el blog? Lo mismo empiezas a escribir de a poquito y te animas a pasarte de nuevo las noches en vela dando forma a personajes e inventado vidas"
Y en eso estoy, de a poquito con el blog a ver si esto me lleva de nuevo a los libretos.
Pero... 

NEURONA ACTIVA: ¿Qué escribo?
Pensó mi neurona activa, y como no había ninguna otra neurona despierta para contestar, se dejó llevar y le contestó el corazón 
CORAZÓN: Escribe de lo que ahora proporciona tu felicidad absoluta.
NEURONA ACTIVA: ¿Vaguear? 
Pensó mi neurona activa 
... no sé si eso da para más de dos o tres palabras... 
CORAZÓN: ... Animales 
NEURONA ACTIVA: ¡Ah! Seguir mareando a la gente para que adopte y que no compre, que no abandonen, que traten con respeto a los hermanos no humanos... Hmmm ¡mola! Sí, me llena de felicidad pero puede que me bloqueen más aún de lo que ya me bloquean por pesada... 
CORAZÓN: Tienes razón, querida neurona, sin duda eres activa en eso... Pensemos pues.
Y tras unos días de pensamientos y emociones, ambas, se unieron en la solución.
CORAZÓN Y NEURONA ACTIVA: ¡Cómo ser vegano y no morir en el intento yendo a restaurantes de moda, con amigos divinos y disfrutando del más puro Dolce Far Niente!



Y en esas me encuentro :-)
Escribiendo dialogos, dando forma a personajes, escribiendo sobre mi felicidad absoluta aderezando brunch, comidas, cenas, tés, copas...
La fórmula es sencilla: me encanta quedar con mis amigos, forma parte intrínseca de mi, por otra parte, es un suplicio ir a restaurantes no vegetarianos, la resolución se irá desgranando en este Dolce Far Niente Vegan.
Porque, no sé si sabéis, si no lo sabéis, también os lo digo con gusto y amor, mi vida ha dado un giro gordo gordo hacia el respeto absoluto a los animales, trato de buscar la coherencia entre corazón y cabeza y eso me ha llevado al veganismo.


NEURONA ACTIVA: Y eso ¿qué es? ¿Por qué extravagante rareza te ha dado ahora?
CORAZÓN: Ni extravagancia, ni rareza, querida neurona, es una maravillosa filosofía de vida que ha puesto mi mundo del derecho, hace que me sienta bien, soy feliz, soy coherente, he conectado con mi yo de niña que durante tanto tiempo enladrillé y encapsulé y consigue serenar mi espíritu aunque al mismo tiempo llore cada día sabiendo de tanto dolor injustificado que sufre el mundo animal, mis queridos peluditos. 

En esta segunda etapa Dolce Far Niente sigo con la máxima de no contar por aquí lo que con tanto esmero y desmesura cuenta Google en la Wikipedia y en cientos de links.
Para saber un poco más sobre veganismo os invito a consultar, por ejemplo, estos links de la Wikipedia:
Veganismo
Vegetarianismo

En mi caso soy vegetariana estricta, es decir, no como animales ni derivados de animales, no carne, no pescado, no leche, no derivados de la leche, no huevos ¡Y tan feliz que estoy!
- ¿Qué que pasa con mi analítica? Está perfectamente bien, gracias :-) ¿Y la tuya?
- ¿Que me faltarán proteinas? No, tranquilos, ingiero proteinas de las buenas, de las no dañinas, legumbres, chía, avena, quinoa, frutos secos...

Y de ahí esta segunda parte del Dolce Far Niente ahora Vegan.
Sabéis... y si no, os lo digo :-) me encantan los sitios chic, los restaurante chulos, lo más fashion que te mueres de petardez... 
Me encanta quedar con amigos y pasar horas de charla; la comida, el té, un brunch, es la excusa perfecta para vernos y llenarnos de vitamina A ( de Amigos, de Amor, esta vitamina es la más necesaria para el bienestar completo y la única que no se encuentra en los alimentos) peeeeeero a veces es complicado. Los restaurantes no vegetarianos, ofrecen limitadísima oferta para vegetarianos estrictos ( los que no comemos ni leche, ni sus derivados, ni huevo) por no decir inexistente.

Aquí iré relatando mi experiencia, siempre desde un punto de vista totalmente personal, de manera completamente subjetiva, sin casarme con nadie ni venderme a marcas, productos, locales ni personas. 
¿Podrá un vegano disfrutar con sus amigos de una cena en los sitios más cool de la ciudad?
¿Será posible un brunch de moda sin tener que ir "bruncheada" de casa?
Y una tarde de té ¿Disfrutaremos de una mágica tarde de amigas sin morir de hambre en el intento?
De todo esto y de mucho más en este Dolce Far Niente Vegan :-)

Miss A ataca de nuevo esta vez con el respeto a los animales por bandera y el objetivo de buscar el restaurante no vegetariano perfecto para una vegana poco convencional, tenido en cuenta lo poco convencional que ya es ser vegana.


No es mi objetivo convencer a nadie de las bondades de todo tipo que ofrece el veganiso, no, no, no, ni se me ocurre, esto es cuestión de conciencia y ética en la mayoría de los casos y racionalidad en otros cuantos. Cada uno que ingiera lo que considere oportuno.
Sólo me apetece escribir de algo, en el momento de mi vida actual escribir sobre lo que me cuesta comer fuera de casa me parece un reto fantástico para que mis neuronas vuelvan a la vida; si por el camino puedo iluminar a alguien sobre qué comer en tal o cual sitio, dónde encontrar zapatos maravillosos que no provengan de la matanza animal o dónde conseguir los mejores rellenos para empanadas caseras veganas ¡pues mira tú que bien!

Eso sí, como me encanta no pasar inadvertida en nada de lo que hago, para bien o para mal... os dejo por aquí unas fotos de veganos que seguramente admiráis con devoción y no sabías de su condición vegan :-)


Y mi favorito, Pablo Puyol, vegano de pro por convicción desde hace años, lucha a brazo partido para que los que no tienen voz la tengan un poquito, les presta la suya, maravillosa por cierto. Artista y hombre de 10.



Y por hoy, nada más, perlas. 
El martes 19 habrá un Dolce Far Niente Vegan al uso. Un brunch de 10 en todos los sentidos pero... ¿Será apto para una vegana caprichosa como yo?

Disfrutad mucho, sed felices, seamos con el prójimo como quisiéramos que la vida fuera con nosotros, amad.

Miss A

Nota: todas las fotos utilizadas en este post han sido sacadas de Pinterest. 

12 comentarios:

  1. ¡Bienvenida de nuevo, Azucena! Espero que descubramos juntas algunos de estos templos veggies ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias, querida!
      Un placer tenerte <3

      Nos vemos
      Miss A

      Eliminar
    2. Se me olvidó, te digo lo mismo que a Blanca, un post juntas par aportar puntos de vista e información :-)
      MUACKSSSS
      Miss A

      Eliminar
  2. Un auténtico placer verte de nuevo, entre neurona y corazón. La vida son etapas, y hay que arrancar. Enhorabuena por estar ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias, princesa!
      Nos vemos en el camino :-)

      Un beso
      Miss A

      Eliminar
  3. Lo primero feliz de que vuelvas a escribir, siempre es un placer leerte y segundo, me va a venir muy, pero que muy bien que me enseñes, soy de las que como carne por miedo a esa falta de vitaminas, visito al endocrino regularmente por otros problemas que tengo y me insiste en llevar una alimentación variada. Es verdad que en una casa con tantos es complicado no comer de todo, imposible plantear que no vamos a comer carne, aunque soy de las que cocino las legumbres solo con verduras por que me encantan y por supuesto es lo que más consumimos en casa junto con la fruta. Bueno voy a ir paso a paso con tus consejos y creo que solo me hace falta un empujoncito por que de corazón ya sabes que soy una loca de los animales y los adoro. Pendiente ese brunch vegano cuando quieras. Besos mi dulce Azu, que te quiero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias, sol!
      Lo de las vitaminas, proteínas... bueno, cada uno da el paso cuando considera oportuno :-)
      Mi salud y mis analíticas están ahora correctas ( antes no tanto) y sobre todo, mi corazón y mi cabeza están alineados: ¡salud integral!

      Un placer tenerte aquí y sentirte siempre.
      Hasta un próximo brunch

      Miss A

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! :-)
      Un beso enorme

      Miss A

      Eliminar
  5. Hola amiga! No sabes lo que me alegra leerte de nuevo (plas, plas, plas...sonido de aplausos) y encantada de descubrir contigo todos esos sitios veggies... Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias, bella!
      Descubriremos muchas cosas juntas y lo contamos por aquí :-)
      No descartes un post juntas ¡me encantaría!

      Un beso enorme
      Miss A

      Eliminar